25 de febrero de 2018, 12:04 p.m. / hace 8 meses

Séptima ronda de renegociación TLCAN apunta a despejar camino en temas más polémicos

Por Anthony Esposito y Dave Graham

CIUDAD DE MÉXICO, 25 feb (Reuters) - México y Canadá buscarán finalizar con Estados Unidos capítulos menos complicados en la séptima ronda de renegociación del TLCAN que comienza el domingo, en un intento por obtener avances en asuntos más polémicos antes de las elecciones presidenciales mexicanas.

A lo largo de seis meses, los negociadores han logrado acuerdos en detalles técnicos para modernizar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), pero avanzaron poco en las demandas más radicales planteadas por la administración del presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

Los obstáculos que podrían ser eliminados en esta ronda van desde pedidos de grandes cambios a reglas del sector automotor y mecanismos de resolución de disputas hasta la imposición de una cláusula que disolvería automáticamente el pacto comercial después de cinco años, dijeron funcionarios.

Si los tres equipos negociadores logran resolver las diferencias restantes en áreas de consenso más amplias, los funcionarios esperan que la atención se concentre en llegar a un acuerdo sobre las propuestas más difíciles de Estados Unidos.

“Creo que habrá grandes avances en las cuestiones técnicas y grandes obstáculos en los temas álgidos”, dijo Bosco de la Vega, jefe del Consejo Nacional Agropecuario de México, sobre la ronda que se realizará en Ciudad de México a partir de este domingo y hasta el 5 de marzo.

México espera aprovechar la ronda previa de conversaciones en Montreal, cuando Canadá lanzó lo que denominó soluciones “creativas” para atender las demandas estadounidenses.

“Es un hecho que abordaremos y profundizaremos la discusión sobre las propuestas canadienses”, dijo a Reuters un funcionario mexicano que pidió no ser identificado debido a lo delicado del asunto.

Canadá respondió en Montreal a la petición estadounidense de un mayor contenido norteamericano en automóviles con la propuesta de incluir gastos de ingeniería, investigación, desarrollo y otras tareas de alto valor.

Según el TLCAN, al menos el 62.5 por ciento del costo neto de un automóvil de pasajeros o camioneta debe originarse en la región para evitar aranceles. Trump quiere que ese umbral se eleve al 85 por ciento.

“No puedes tener un buen resultado en esta negociación si no hay un cambio en las reglas de origen”, dijo el funcionario mexicano consultado. “No será 85 por ciento, no sabemos cuál puede ser”, agregó.

El secretario de Economía de México, Ildefonso Guajardo, dijo que su equipo de negociación tiene como objetivo presentar una propuesta sobre las reglas de origen, aunque no ha proporcionado detalles.

Cualquier acuerdo final tendría que ser alcanzado entre Trump y líderes del sector automotor de Estados Unidos que supervisan la región del TLCAN, dijo una fuente de la industria cercana al proceso.

SIN ARREGLO RÁPIDO

La séptima ronda se produce en medio de episodios de tensión entre Washington y Ottawa, y el creciente, si bien cauteloso, optimismo en México de que el acuerdo comercial se mantenga.

Los negociadores buscan concluir las conversaciones antes de marzo para evitar que se mezclen con las elecciones presidenciales de julio en México.

Pero algunos funcionarios ya han planteado la posibilidad de que la renegociación continúe pasada la votación, y otros más dicen que podría extenderse a nivel técnico durante varios meses si es necesario.

Un funcionario estadounidense señaló que “nunca ha habido una fecha límite”, y entre los mexicanos que siguen el proceso crece la percepción de que han cobrado fuerza los esfuerzos de cabildeo de líderes empresariales y políticos estadounidenses para preservar el TLCAN.

“El TLCAN va a sobrevivir porque la economía se impone. Están abogando por nosotros los jefes de las corporaciones”, dijo Ernesto Ruffo, un senador mexicano del estado fronterizo de Baja California. “Por eso estamos ya en la séptima ronda”.

No obstante, una fuente familiarizada con las opiniones del gobierno canadiense dijo que Ottawa tenía poca idea de lo que sucedería en esta ronda.

El principal negociador de Canadá, Steve Verheul, mostró la semana pasada un tono pesimista y dijo que “hay grandes brechas entre lo que estamos tratando de lograr y lo que Estados Unidos está tratando de lograr”.

Pero Canadá permanecerá en las conversaciones siempre que vea una posibilidad de llegar a un acuerdo, agregó Verheul.

“De cara a la próxima ronda traeremos muchas ideas a la mesa”, dijo. “Intentaremos lograr un progreso real y esperamos que Estados Unidos traigan una actitud similar”, agregó. (Reporte adicional de Sharay Angulo en México, Lesley Wroughton en Washington y David Ljunggren en Ottawa.; Editado por Miguel Angel Gutiérrez)

Nuestros Estándares:Los principios Thomson Reuters.
0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below