Clooney dice crisis de refugiados es enorme; cree que no habrá prohibición a musulmanes en EEUU

viernes 12 de febrero de 2016 12:28 CST
 

Por Sarah Mills

BERLÍN, 12 feb (Reuters) - George Clooney dijo el viernes que la crisis de refugiados es mayor que el éxodo de Siria e Irak y que considera que los estadounidenses "harán lo correcto" al rechazar a Donald Trump y sus llamados a prohibir que los musulmanes ingresen al país.

Clooney habló con Reuters el mismo día en que él y su esposa, la abogada especializada en derechos humanos Amal Alamuddin Clooney, se reunieron con la canciller alemana, Angela Merkel, a puertas cerradas en Berlín para discutir el tema de los refugiados.

"Para mí la crisis de refugiados no abarca sólo los refugiados sirios", dijo Clooney a Reuters. "Hay personas desplazadas internamente y refugiados en Sudán del Sur, en Darfur, esos son millones de personas y todavía se están muriendo", agregó.

"Así que está realmente en todo el mundo -60 millones de personas desplazadas actualmente en el mundo- es simplemente terrible, un momento terrible", afirmó.

Clooney, quien fue desafiado en una conferencia de prensa el jueves de la película "Hail Cesar!", que abrió el Festival de Cine de Berlín, por asistentes que lo instaron a usar su fama para ayudar a terminar con la crisis de refugiados, dijo que no tiene miedo de hablar abiertamente de temas polémicos.

"Puedo hablar sobre Darfur o puedo hablar sobre otras cosas sin tener que preocuparme por las implicaciones políticas", agregó.

Consultado sobre Trump, que ha instado a prohibir el ingreso de musulmanes al país y construir un muro para impedir la llegada de inmigrantes mexicanos ilegales, Clooney dijo que pensaba que los estadounidenses al final harán lo correcto.

"Creo que fue Winston Churchill que dijo 'Uno siempre puede contar con que los estadounidenses harán lo correcto, después de que hayan agotado las demás posibilidades'. Así que ya saben, todo saldrá bien, sólo que nos tomará un momento", dijo el actor.

(Reporte de Sarah Mills. Escrito por Michael Roddy. Editado en español por Lucila Sigal)