1 de octubre de 2014 / 15:28 / en 3 años

SONDEO-La incertidumbre acecha a la moneda de Brasil antes de elecciones

* Para ver detalles del sondeo hacer clic en

* Proyecciones a 12 meses para el real van de 2,27 a 2,90 unidades/dólar

* Monedas latinoamericanas tienden a debilitarse, excepto la de México

Por Silvio Cascione

BRASILIA, 1 oct (Reuters) - El panorama para el real de Brasil luce muy incierto antes de las elecciones presidenciales de este mes, en un momento desafiante para las monedas latinoamericanas porque Estados Unidos se prepara para subir las tasas de interés.

Las proyecciones sobre la moneda brasileña, el real , fueron en general disímiles en un sondeo mensual de Reuters, donde los estrategas y analistas evaluaron los posibles cambios de política monetaria tras una elección presidencial cuyo resultado luce muy ajustado.

La mediana de las estimaciones de 25 analistas consultados por Reuters sugiere que el real se mantendría cerca de sus niveles actuales, de entre 2,40 y 2,50 unidades por dólar, en los próximos 12 meses.

El real cerró el martes a 2,45 por dólar, anotando una leve recuperación frente al día anterior, cuando tocó su nivel más débil desde la crisis financiera global del 2008.

Pero las proyecciones se extendieron en un rango mucho más amplio que hace un mes, una señal de que la mediana de las estimaciones en el sondeo podría estar apenas en el punto medio al considerarse escenarios radicalmente diferentes por la competencia entre la presidenta Dilma Rousseff y sus adversarios Marina Silva y Aecio Neves en la primera ronda de la votación presidencial el domingo.

"Si se adoptan buenas políticas luego de las elecciones, el real podría fortalecerse a 2,20-2,25", dijo Luiz Otavio de Souza Leal, jefe economista del Banco ABC Brasil, en Sao Paulo. "Si no es así, podría ir fácilmente hacia 2,70 o incluso 2,80 por dólar en el corto plazo, desde fines de octubre a fines de año".

En el peor escenario en las proyecciones del sondeo, el real cotizaría en 2,90 por dólar en un año, que sería el nivel más débil desde el 2004. La visión más optimista lo ubica en 2,27 unidades por dólar.

En otros países de la región, el peso mexicano debe beneficiarse de la recuperación económica de Estados Unidos y probablemente tenga un mejor desempeño que otras monedas de América Latina.

El peso colombiano podría mantenerse estable mientras que el peso chileno se debilitaría para reflejar una economía desacelerada, mostró el sondeo.

El real tuvo en septiembre su peor mes en tres años, perdiendo casi un 9 por ciento y bajando más que otras monedas de la región, al mostrar los sondeos mayores probabilidades de que Rousseff gane la reelección.

En vista de que los sondeos apuntan a que Rousseff no obtendría más del 50 por ciento de los votos en la primera vuelta, la incertidumbre probablemente se extienda hasta la segunda ronda electoral del 26 de octubre.

La mayoría de los inversores favorece a los candidatos de oposición Silva y Neves, que prometen menos intervención del Estado en la economía.

Pero los analistas sostienen que quienquiera que gane, incluso Rousseff, probablemente tomará medidas para controlar las finanzas públicas y restablecer la confianza empresarial a medida que agencias calificadoras de crédito amenazan con rebajar la deuda soberana.

"El mercado probablemente se calmará un rato después de las elecciones mientras la nueva administración trata de que el panorama sea más previsible", dijo Jankiel Santos, jefe economista del Banco de Inversión Espiritu Santo en Sao Paulo.

El Banco Central de Brasil probablemente seguirá interviniendo en los mercados monetarios para reducir la volatilidad, agregó Santos.

Un riesgo mayor para todas las monedas latinoamericanas lo representa la política monetaria de Estados Unidos, ya que las perspectivas de tasas de interés más altas el próximo año ya han fortalecido al dólar a nivel mundial.

"En el frente externo se destaca el incremento en las tasas de interés en Estados Unidos, que se espera para el 2015, junto con las oleadas de alta aversión que generan demanda de dólares y salidas de capitales de economías latinoamericanas," dijo Eduardo Bolaños, analista de la firma colombiana de seguros Positiva.

Según la mediana de las proyecciones del sondeo, el peso colombiano debería negociarse en 2.050 por dólar en 12 meses, frente a 2.024,90 del martes.

El peso mexicano está estimado que suba a 13,1150 por dólar en un año desde 13,4245 del martes, mientras que el sondeo proyecta que el peso chileno se debilite a 617,50 por dólar desde 597,80 y el sol peruano retrocedería a 2,975 por dólar desde 2,886. (Reporte de Silvio Cascione; Informe adicional de Nelson Bocanegra en Bogotá, Jean Luis Arce en Ciudad de México, Ursula Scollo en Lima y Anthony Esposito en Santiago; Editado en español por Luis Azuaje)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below