MUNDIAL-Ciudades sede del torneo viven fiestas y protestas en jornada inaugural

jueves 12 de junio de 2014 21:00 CDT
 

Por Marcelo Teixeira y Felipe Pontes

SÃO PAULO/RIO DE JANEIRO, 12 jun (Reuters) - Mientras brasileños y extranjeros vestidos de verde y amarillo se reunían el jueves para asistir al partido inaugural de la Copa del Mundo, policías y manifestantes que ocuparon las calles para protestar contra el torneo se enfrentaron en las ciudades que son sedes de la competencia.

La mañana comenzó con violencia en Sao Paulo, pocas horas antes de la ceremonia inaugural del Mundial. Manifestantes que pretendían bloquear la avenida Radial Leste, la principal vía de acceso al estadio Arena Corinthians, donde Brasil derrotaría más tarde a Croacia por 3-1, se enfrentaron con la policía.

Al menos seis personas resultaron heridas, entre ellas dos periodistas extranjeros.

Las manifestaciones contra el Mundial también tomaron las calles de otras ciudades. En Río de Janeiro, la confusión comenzó cuando la policía militar detuvo a un manifestante acusado de enfrentar a policías en la región de los Arcos da Lapa, un tradicional punto turístico.

"Incluso me gusta el fútbol, pero no estamos de acuerdo con la manera en que se organizó esta Copa", afirmó un manifestante que se identificó como Luciano y dijo ser un empleado público.

"La gente no protestó en el 2007 cuando Brasil fue escogido, porque no tenía idea del derroche que sería para el país. Las ganancias son de la FIFA y los patrocinadores, y el pueblo no recibe nada. Es un evento de elite, pero el que paga es el pueblo", agregó.

Temiendo una repetición de los actos de vandalismo que ocurrieron durante las protestas del año pasado durante la Copa Confederaciones, tiendas y sucursales bancarias del centro de Río de Janeiro estaban con las puertas cerradas o con protecciones de madera en sus fachadas.

También hubo confusión en la playa de Copacabana, donde la FIFA montó un local para que el público vea a los juegos del Mundial en un proyector. Un grupo de manifestantes marchó hacia la playa y dañó un quiosco, asustando a las personas que estaban en el local.

La policía llamó refuerzos y alcanzó a un total de 5.000 agentes. Más de 20.000 personas, en su mayoría extranjeros, participaron en el "Fan Fest", una fiesta organizada por la FIFA para ver el partido inaugural del Mundial en Copacabana.

En Belo Horizonte, un fotógrafo de Reuters fue golpeado en la cabeza durante una protesta en el centro de la capital de la región minera y debió ser trasladado a un hospital. La Policía Militar informó que 12 personas fueron detenidas durante las protestas, incluido un menor de edad. (Reporte adicional de Rodrigo Viga Gaier en Rio de Janeiro; Asher Levine y Alberto Alerigi en São Paulo y Andrew Cawthorne en Belo Horizonte; Escrito por Maria Pia Palermo; Editado en Español por Ricardo Figueroa)