Padre de mexicano condenado a muerte en Texas ora por un nuevo juicio

martes 21 de enero de 2014 18:15 CST
 

Por Julia Symmes Cobb

MEXICO DF, 21 ene (Reuters) - El padre del preso mexicano Edgar Tamayo, cuya ejecución está programada para el miércoles en Texas, insistió el martes en que su hijo es inocente y que su familia está orando por un nuevo juicio luego de que el gobierno de México afirmó que la sentencia viola las leyes internacionales.

Héctor Tamayo, quien visitará el miércoles a su hijo, dijo a una radio local en México que tiene fe en que Dios va a frenar la ejecución.

Edgar, de 46 años, fue condenado a la pena de muerte por el asesinato de un policía de Houston en 1994.

"Es injusto lo que quieren hacerle, sabiendo bien que él no fue el culpable, no fue el que mató al policía, él nunca dijo que lo mató", dijo Héctor Tamayo, hablando desde Texas, a la cadena Radio Fórmula.

"Tenemos fe en Dios que ojalá le quiten la ejecución y le hagan un nuevo juicio (...) El está tranquilo, él no está llorando ni nada, nos dice también a su mamá y a mí que seamos fuertes, que solamente Dios puede decir la última palabra", agregó.

El gobierno mexicano dijo el domingo que de concretarse la ejecución, Estados Unidos violaría una resolución emitida en el 2004 por la Corte Internacional de Justicia (CIJ) que obligó a revisar la sentencia de 51 presos mexicanos condenados a muerte.

Dos de los 51 presos ya fueron ejecutados.

El Fallo Avena -como se conoce el dictamen de la CIJ- incluye los casos de condenados a muerte en Estados Unidos que no fueron notificados de su derecho a recibir asistencia y protección consular de las autoridades mexicanas.   Continuación...