Coalición detrás de reforma inmigratoria en EEUU podría ser fragil

miércoles 17 de abril de 2013 18:03 CDT
 

Por Caren Bohan

WASHINGTON, 17 abr (Reuters) - Los ocho senadores que redactaron un proyecto de ley destinado a reformar el sistema inmigratorio de Estados Unidos buscaron contentar a decenas de grupos de interés con la ley presentada el miércoles, esperanzados en que eso mejoraría las posibilidades de que fuera aprobada.

Tratar de contentar a defensores de los derechos de los inmigrantes, productores agrícolas, la Cámara de Comercio, la industria tecnológica y la organización laboral AFL-CIO hasta ahora ha dado resultado, y varias de estas partes difundieron declaraciones positivas sobre la mueva legislación.

Pero muchos de los comentarios favorables han sido acompañados por advertencias y declaraciones del tipo "si, pero..." que ilustran la vulnerabilidad de la ley, que deberá sobrevivir a meses de escrutinio legislativo.

El presidente de AFL-CIO, Richard Trumka, por ejemplo, alabó la nueva legislación en un comunicado de prensa pero también prometió que "trabajará para corregir" detalles no especificados que podrían causar "daño no intencionado pero serio a los trabajadores inmigrantes y al mercado laboral en general".

También se mostró satisfecho con la ley Thomas Donohue, presidente de la Cámara de Comercio. Donohue calificó al trabajo de los senadores como "un paso crítico hacia una ley definitiva que funcionará para nuestra economía y para nuestra sociedad", y agregó que la cámara seguirá impulsando sus propios cambios a la legislación.

America's Voice, el principal grupo defensor de los inmigrantes entre los que apoyan la reforma, llamó a la propuesta "un gran avance" pero también dijo que buscaría mejoras, entre ellas el reconocimiento a cónyuges del mismo sexo que apliquen por una visa familiar.

La ley, redactada por cuatro legisladores republicanos y cuatro demócratas, fue concebida como medio para que millones de inmigrantes indocumentados alcancen el estatus de legalidad en Estados Unidos. Eso ya genera suficiente controversia, particularmente entre los republicanos que integran la Cámara de Representantes.

Pero también crea un sistema completamente nuevo diseñado para incrementar el flujo de trabajadores extranjeros para el sector agrícola, el de la construcción, y para labores poco calificadas. Además busca abastecer con empleados educados al sector tecnológico de Estados Unidos.   Continuación...