ANÁLISIS-Satisfacción de A.Saudita con mercado petrolero sugiere que precio se mantendría en 60 dlr

miércoles 25 de febrero de 2015 14:20 CST
 

Por Dmitry Zhdannikov y Alex Lawler

LONDRES, 25 feb (Reuters) - El peso pesado de la OPEP, Arabia Saudita, se está sintiendo reivindicado después de que la estrategia de permitir un sobreabastecimiento de petróleo en el mercado está empezando a dar el resultado que esperaba.

Luego de que el exceso de oferta de petróleo hizo que los precios bajaran en un 60 por ciento entre junio de 2014 y enero de 2015, empezaron a surgir señales de que los productores rivales de la OPEP, incluyendo a los de América del Norte, tendrán que reducir la producción de sus costosos barriles.

En los dos primeros meses del 2015, el crudo se ha recuperado a en torno a 60 dólares desde el mínimo de 45 dólares que tocó en enero, más rápido de lo que Arabia Saudita esperaba en noviembre, cuando convenció a sus socios del grupo a no reducir la producción para defender la participación del mercado frente al esquisto y a otros suministros rivales.

En sus primeros comentarios públicos desde que los precios del petróleo se recuperaron, el veterano ministro saudita de Petróleo, Ali al-Naimi, mostró su satisfacción por lo que estaba sucediendo, diciendo que la demanda de petróleo está creciendo y los mercados están tranquilos.

Un día antes, un delegado del Golfo Pérsico en la OPEP dijo que los precios del crudo han comenzado a estabilizarse en torno a los niveles actuales de 60 dólares por barril y consideró que no había necesidad de una reunión de emergencia del grupo.

"Los sauditas están diciendo: Mira, todo está pasando de la manera que tiene que pasar. Otros están recortando el gasto de capital, el crecimiento de la producción se está desacelerando y los bajos precios están estimulando la demanda", dijo Yasser Elguindi de la consultora Medley Global Advisors.

Arabia Saudita es uno de los productores de petróleo más barato en el mundo, con costos de bombeo de sólo unos pocos dólares por barril.

Las modernas técnicas de extracción de crudo desde formaciones rocosas, que están detrás del auge del petróleo de esquisto en Estados Unidos, son mucho más caras y los costos de producción van desde 25 a 80 dólares por barril.   Continuación...