Desapariciones son generalizadas y quedan impunes en México: Comité ONU

viernes 13 de febrero de 2015 11:12 CST
 

GINEBRA, 13 feb (Reuters) - El Comité de Desapariciones Forzadas de Naciones Unidas instó el viernes a México a investigar adecuadamente las desapariciones forzadas, que consideró son una práctica generalizada en el país y frecuentemente quedan impunes.

Lo extendido de las desapariciones forzadas, un crimen que implica la participación de fuerzas del Estado, quedó evidente en el caso de 43 estudiantes supuestamente masacrados en el sureño estado de Guerrero en septiembre, un hecho que conmovió al país y cimbró al Gobierno de Enrique Peña Nieto.

El Comité, que presentó un informe con recomendaciones para México, dijo que es necesario que el Gobierno investigue todas las desapariciones, incluidas las de inmigrantes centroamericanos de quienes se perdió el rastro en su camino a Estados Unidos.

"La información recibida por el Comité ilustra un contexto de desapariciones generalizadas en gran parte del territorio del Estado parte", dijo el organismo en su reporte.

"El Comité se muestra preocupado por la impunidad respecto de los numerosos casos denunciados por desaparición forzada, que se expresa en la casi inexistencia de condenas por este delito", agregó.

Una delegación de México dijo días atrás al Comité que ha contabilizado cerca de 11,300 casos de personas no localizadas. Sin embargo, la Secretaría de Gobernación (Ministerio del Interior) dijo el año pasado que eran más de 22,300.

El delito de desaparición forzada fue incluido hace poco en la legislación mexicana, a pesar de que durante años policías de distintos niveles así como miembros del Ejército y la Marina, han sido señalados como autores de desapariciones.

El ex alcalde de la ciudad de Iguala en el estado de Guerrero, acusado de haber ordenado a sus policías que detuvieran a los estudiantes, será la primera persona acusada de desaparición forzada en México, dijo en enero el procurador (fiscal general) Jesús Murillo Karam.

Los policías, infiltrados por un grupo del crimen organizado conocido como Guerreros Unidos, entregaron a los estudiantes a este grupo, quienes los asesinaron y quemaron en un basurero, según las conclusiones de la fiscalía.   Continuación...