Precios bonos EEUU suben levemente a la espera de Fed e informe empleo

viernes 26 de julio de 2013 11:46 CDT
 

Por Luciana Lopez

NUEVA YORK, 26 jul (Reuters) - Los precios de los bonos estadounidenses subían levemente el viernes, con los inversores renuentes a tomar posiciones largas a la espera de eventos importantes de la próxima semana que podrían dar pistas sobre cuándo la Reserva Federal podría reducir su enorme programa de compra de bonos.

Las notas referenciales a 10 años avanzaban 3/32 en precio para un rendimiento de 2,568 por ciento, desde el 2,577 por ciento registrado al cierre del jueves.

Los bonos a 30 años subían 7/32 en precio, con un rendimiento de 3,634 por ciento, desde el 3,646 por ciento del jueves.

Tanto los rendimientos de las notas a 10 años como a 30 años subieron en la semana, recuperando gran parte del terreno perdido la semana pasada.

Con pocos datos económicos o noticias impulsando los rendimientos a nuevos máximos o mínimos esta semana, muchos inversores se han mantenido al margen, esperando información sobre la mayor duda en el mercado de deuda hasta el momento: cuándo la Fed reducirá sus compras mensuales de bonos y títulos respaldados por hipotecas por 85.000 millones de dólares.

Autoridades del banco central estadounidense, entre ellos el presidente Ben Bernanke, han insinuado que la Fed apunta a disminuir sus compras de bonos a medida que la economía mejore.

La Fed sostendrá una reunión de política monetaria la próxima semana y se espera un comunicado oficial para el segundo y último día, el miércoles.

Como parte del vigente programa de estímulo, la Fed compró el viernes 1.464 millones de dólares en letras del Tesoro que vencen en febrero del 2036 y noviembre del 2042.

Un factor importante en las decisiones de la Fed será la situación del mercado laboral de Estados Unidos. Las cifras de las nóminas no agrícolas para julio, que se conocerá el próximo viernes, podrían ayudar a los inversores a evaluar si el sector está lo suficientemente fuerte como para que la Fed abandone su programa de estímulo monetario.

Las autoridades quieren ver una tasa de desempleo cercana al 6,5 por ciento, desde el actual 7,6 por ciento actual. (Traducido al español por Damián Pérez, editado por Manuel Farías)