Capital banca México, sólido hasta en escenario adverso: Gobierno

jueves 8 de noviembre de 2012 17:37 CST
 

MEXICO DF, 8 nov (Reuters) - Los niveles de capitalización de los bancos mexicanos se mantendrían por encima del 11 por ciento durante los próximos dos años incluso en un escenario adverso, muy por encima de los requerimientos establecidos por las nuevas regulaciones internacionales de Basilea III, dijo el jueves el Gobierno.

La banca múltiple de México, encabezada por unidades de grandes bancos foráneos como BBVA, Santander y Citigroup, entre otros, es vista como sólida.

El último reporte oficial sobre el índice de capitalización de las 42 entidades que integran el sistema arrojó un mínimo de 11.86 por ciento al cierre de agosto.

El Consejo de Estabilidad del Sistema Financiero de México, integrado por la Secretaría de Hacienda, el Banco de México (central) y reguladores estatales del sector, dijo en un reporte que luego de analizar proyecciones financieras para el período entre 2012 y 2014, la capitalización se mantuvo en esos niveles.

"Los resultados del ejercicio (...) muestran que la banca múltiple en su conjunto registra niveles del índice de capitalización superiores al 11 por ciento tanto en el escenario base como en el adverso", dijo el consejo.

El comunicado no detalló los términos del ejercicio, que fue llevado a cabo por la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV).

El llamado Acuerdo de Basilea III del Comité de Basilea de Supervisión Bancaria, que comenzará a entrar en vigencia a nivel mundial a partir del año que viene, establece un índice de capitalización óptimo de al menos 10.5 por ciento sobre los activos ponderados por riesgo de los bancos.

La banca mexicana ha venido expandiendo su cartera de crédito a tasas de varias veces la del crecimiento económico del país latinoamericano en los últimos años.

Sin embargo, ha sido criticada por cobrar elevadas tasas de interés y por tener una penetración relativamente baja con respecto al tamaño de la economía.

Pero pese al resultado de las proyecciones respecto al capital, "los miembros del Consejo señalaron la importancia de que la banca continúe con las acciones de diversificación de sus carteras, así como de sus fuentes de financiamiento, a fin de disminuir aún más los riesgos que pudieran materializarse en situaciones de estrés". (Reporte de Tomás Sarmiento)