Euro sube a máximos en 2 semanas tras comentarios de Draghi

jueves 4 de octubre de 2012 16:49 CDT
 

Por Daniel Bases y Gertrude Chavez-Dreyfuss

NUEVA YORK, 4 oct (Reuters) - El euro tocó el jueves un máximo en dos semanas contra el dólar y el yen, después de que el jefe del Banco Central Europeo dijo que la institución estaba lista para implementar un programa de compras de bonos que bajaría el costo de endeudamiento de los países golpeados por la crisis.

Los detalles el programa de compra de bonos del BCE aún no se conocen, pero el plan representa un mecanismo clave en la estrategia general del banco para contrarrestar la crisis de deuda de la zona euro.

Hubo pocas sorpresas en la conferencia de prensa de Draghi luego de que el banco central anunció que mantuvo sin cambios su tasa de interés referencial en el 0,75 por ciento.

Draghi también reafirmó su compromiso de preservar el sistema monetario de la región y la moneda. Dijo que el "euro es irreversible", agregando que él sigue firmemente comprometido a mantener la "unidad" de la política monetaria en la zona euro.

En julio, prometió hacer todo lo que fuera necesario para mantener en vigor a la moneda única, alimentando una recuperación del euro que lo levantó de los mínimos en dos años.

El euro retrocedió de su alza de casi un 1 por ciento después de que las minutas de la reunión de la Reserva Federal en septiembre mostraron un amplio acuerdo de que era necesario más política de estímulo. El banco también comentó sobre la adopción de umbrales numéricos para la inflación y el empleo de manera que funcionen como guías de su política.

El recorte del avance del euro se produjo antes de que se difunda el viernes el informe estadounidense del empleo en septiembre, donde economistas consultados por Reuters esperan un aumento de 113.000 nuevos empleos, con la tasa de desempleo en un 8,2 por ciento desde el 8,1 por ciento el mes anterior.

El euro subió un 0,87 por ciento a 1,3016 dólares. La moneda tocó un máximo de 1,3031 dólares, su nivel más alto desde el 21 de septiembre.

Contra el yen, la moneda única subió un 0,82 por ciento a 102,13 yenes, tras haber alcanzando un máximo en dos semanas de 102,18 yenes.

El dólar, en tanto, cotizó plano a 78,46 yenes.