Acciones europeas caen golpeadas por perspectivas de compañías

jueves 25 de julio de 2013 13:58 CDT
 

Por Atul Prakash

LONDRES, 25 jul (Reuters) - Las advertencias sobre ganancias de los pesos pesados BASF y Siemens golpearon al principal índice bursátil alemán el jueves y terminaron arrastrando a las bolsas europeas, que también sufrieron por temores sobre el crecimiento económico de China.

BASF, líder mundial de la industria química, advirtió sobre su perspectiva de ganancias para el 2013, mientras que el grupo ingenieril Siemens, la segunda más grande compañía alemana por valor de mercado, señaló que estima que no cumplirá con sus metas de márgenes de ganancia para el 2014.

Sus acciones cayeron un 4,6 y un 6,2 por ciento, respectivamente, liderando el descenso del 1 por ciento del DAX y encabezando las caídas en el índice paneuropeo FTSEurofirst 300, que cerró con una pérdida del 0,45 por ciento, a 1.209,11 puntos.

El mercado tuvo descensos generales, ya que otras grandes compañías decepcionaron.

Unilever, el gigante de los productos de consumo masivo, advirtió que el crecimiento se está desacelerando en los mercados emergentes. Por otra parte, la cervecería SABMiller señaló que sus volúmenes se contrajeron, y la ganancia neta del grupo industrial suizo ABB incumplió las expectativas. Sus acciones cayeron entre 1,5 y 3,1 por ciento.

Las acciones encontraron respaldo en señales de una recuperación económica en Europa y Estados Unidos, pero la preocupación por un posible recorte en el programa de estímulos de la Reserva Federal, una desaceleración en el crecimiento chino y decepcionantes ganancias desaceleraron el impulso alcista, dijeron los analistas.

Hasta ahora, un 23 por ciento de las compañías del STOXX Europe 600 reportó resultados del segundo trimestre, y la mitad cumplió o superó los pronósticos, según datos de Thomson Reuters StarMine. En cambio, el 74 por ciento de las compañías del S&P 500 cumplió o superó las expectativas.

Los gráficos sugirieron que los principales índices podrían enfrentar nueva presión vendedora en el corto plazo tras no poder superar metas claves. El STOXX Europe 600 cayó un 0,4 por ciento a 2.740,29 puntos, después de alcanzar un nivel de resistencia a 2.750 puntos.

Las acciones de compañías mineras estuvieron entre las más golpeadas. El índice de recursos básicos del STOXX Europe 600 cayó un 1,9 por ciento por las crecientes preocupaciones respecto a China, tras los últimos datos del sector manufacturero. (Editado por Hernán García)